¡Por supuesto que sí! Todos tenemos una Marca Personal desde que nacemos. Nuestra marca personal es nuestro nombre, ese que nos pusieron desde que nacimos.

Ese nombre que tenemos está en nuestras manos dotarlo de asociaciones que destaquen los rasgos más característicos de nuestra personalidad para que exista una coherencia entre lo que pensamos, sentimos, decimos, hacemos, queremos proyectar y pretendemos alcanzar.

Nuestra marca personal es nuestro principal activo y tiene tanto valor como lo tiene la marca comercial para una empresa. En la medida que la reputación, el prestigio, el posicionamiento y todas las asociaciones que se hagan a la marca de una empresa sean positivas más crecerá su valor, en consecuencia, más clientes tendrá y, por ende, sus ventas aumentarán. ¡Y en las personas aplica exactamente igual! Entre mejores sean las indexaciones que se hagan a nuestro nombre nuestra imagen se fortalecerá y muchos beneficios se obtendrán en forma de: clientes, amigos, seguidores, socios, ofertas laborales, propuestas de negocios, etc.

Nuestro nombre como aval y garantía

Ya lo decía Don Quijote “Más vale un buen nombre que las muchas riquezas” y es que antaño el “buen nombre” era la principal garantía para hacer transacciones de cualquier tipo. Bastaba con saber que en una persona se podía confiar para cerrar un trato porque su “palabra” valía oro pero todo lo contrario también sucedía si la persona incumplía. Hoy, aunque contamos con muchos medios de pago y cientos de tipos de contratos, nuestro nombre sigue sirviendo de aval y garantía siempre que se haya y se siga construyendo con solidez.

Y es que un “buen nombre”, en el ámbito que sea, no se construye de la noche a la mañana, ni se hace con métodos efectistas centrados en la apariencia. Un buen nombre se construye día tras día con cada gesto que tenemos, con cada palabra que decimos, con cada acción que realizamos, por pequeña que sea, TODO habla sobre quiénes y cómo somos. De lo anterior, podemos deducir que una Marca Personal no se crea porque simplemente ya existe, pero, si se puede pulir, moldear, fortalecer.

¿Sabrías responder quién eres?

Fortalecer una Marca Personal ha de pasar, primero que todo y antes que nada, por dar respuesta a la pregunta ¿quién soy? Una pregunta fácil, de difícil respuesta, en la que todos coincidimos que es muy importante pero muy pocos saben responder con total seguridad, certeza y rapidez. Nos falta detenernos, tomar tiempo, para pensar en nosotros mismos, para conocer cuáles son todas nuestras fortalezas, cualidades, habilidades, destrezas, principales rasgos de personalidad, competencias y valores.

El conocimiento de nosotros mismos es el punto de partida para fortalecer nuestra Marca Personal porque nos permite reconocer todas nuestras potencialidades con el fin de focalizarlas en, la siguiente pregunta, ¿qué quiero? Otra pregunta fácil, de muy difícil respuesta, porque, aunque muchas veces tenemos una idea general de lo que buscamos hasta que no seamos capaces de concretarlo veremos como pasa el tiempo y las oportunidades se nos escapan de las manos. ¡Visualización, clara definición y mucha focalización, son la clave!

Estrategias de Marca Personal con coherencia

Por lo tanto, si sabemos quiénes somos y sabemos lo que queremos podremos diseñar estrategias de Marca Personal con coherencia dirigidas a “parecer lo que somos y a ser lo que parecemos”. Proyectaremos una imagen coherente con nuestra realidad en línea con lo que nos hemos propuesto y haremos uso de los medios off-on line idóneos para darnos a conocer dirigiéndonos al público que realmente nos puede interesar y nos debería conocer, seguir, recordar, comprar, contratar, etc…. Fortalecer la Marca Personal desde la esencia cuidando la imagen que se proyecta es de vital importancia si queremos marcar la diferencia con #actitudyacción.

¿Cuál es tu Marca Personal? Hoy en día, la actividad digital afecta cada vez más nuestra imagen. Por eso, la marca personal debe ser cuidada y cultivada para potenciar la reputación. En The Valley, ofrecemos un enfoque a la marca personal dentro de nuestro Máster en Digital Business en Barcelona.

Autor: Juanita Acevedo, Coach Personal experta en Marca Personal y profesora en The Valley Barcelona

Te puede interesar